OSHA y NFPA 70E ¿Cuál es la relación?

Con la  Ley de Salud y Seguridad Ocupacional de 1970, el Congreso de los Estados Unidos creó la Administración de Salud y Seguridad Ocupacional (OSHA).Este organismo tiene como objetivo garantizar condiciones de trabajo seguras y saludables a los trabajadores, estableciendo y haciendo cumplir estándares, y proporcionando capacitación, divulgación, educación y asistencia.

OSHA es parte del Departamento de Trabajo de los  Estados Unidos. La Ley OSHA cubre a la mayoría de los empleadores del sector privado y sus trabajadores , además de algunos empleadores y trabajadores del sector público en los 50 estados y ciertos territorios y jurisdicciones bajo la autoridad federal. Esas jurisdicciones incluyen el Distrito de Columbia, Puerto Rico, las Islas Vírgenes, Samoa Americana, Guam, las Islas Marianas del Norte, la Isla Wake, la Isla Johnston y las Tierras de la Plataforma Continental Exterior como se define en la Ley de Tierras de la Plataforma Continental Exterior.

Por su parte la norma NFPA 70E -nombre abreviado de la Norma para la Seguridad Eléctrica en Lugares de Trabajo-, es un importante documento para ayudar a generar áreas de trabajo resguardadas de los riesgos no aceptables propios del uso de la electricidad en el lugar de trabajo.

Pero esta conexión no es casual, de hecho OSHA en gran parte es responsable de la existencia de NFPA 70E, ya que esta norma originalmente fue desarrollada a pedido de OSHA.

A finales de los años 70, se hizo evidente la postura firme que OSHA había tomado con respecto a la exposición de empleados a peligros. Sin embargo, OSHA se dio cuenta que con la velocidad en la que la industria eléctrica estaba cambiando, le iba a ser muy difícil a la Ley de Salud y Seguridad Ocupacional (Occupational Safety and Health Act) mantenerse al día con las tendencias cambiantes. A raíz de esto, OSHA decidió que una organización como la NFPA, con su larga historia de elaboración de códigos y normas para el mundo de la protección contra incendios y seguridad humana y eléctrica, serían ideales para elaborar una norma sobre seguridad eléctrica cuando se trataba de empleados en lugares de trabajo.

Es así como se creó la NFPA 70E y la Administración de Seguridad y Salud Ocupacional (OSHA) del Ministerio de Trabajo Estadounidense, que recurre a los requisitos basados en la normativa de NFPA 70E. NDe esta forma, complementa el modo en que pueden cumplirse los requisitos basados en el desempeño en las normas de OSHA al proporcionar y definir mínimas prácticas estándar de la industria necesarias para la seguridad eléctrica. OSHA es la ley, y NFPA 70E describe maneras de cumplir con los requisitos de seguridad eléctrica de OSHA.

Esta relación simbiótica entre NFPA 70E y las normas de seguridad eléctrica de OSHA ayudan a aumentar la seguridad en el lugar de trabajo.

Entonces OSHA es el «que tenemos que hacer» y NFPA 70E el «cómo logramos lo que OSHA requiere». Entender y descifrar estas dos separadas pero relacionadas entidades es crítico para la protección de empleados especialmente en el mundo actual donde la tecnología e infraestructura eléctrica evolucionan tan rápido.

La NFPA nos dice que en primer lugar, tenemos que analizar cuales son, exactamente, los requisitos con respecto a la seguridad eléctrica cuando se trata de OSHA. Esto implica un análisis profundo de las normas de OSHA. En una de sus publicaciones de blog se limitan al análisis de dos de las normas más importantes para la seguridad eléctrica: 1910 para la industria en general y 1926 para lugares de trabajo de construcción.

Sin embargo, cuando se trata de seguridad eléctrica, primero necesitamos entender la cláusula de responsabilidad general de OSHA que requiere que un empleador le proporcione a sus empleados un lugar de trabajo libre de peligros conocidos y reconocidos.

Las normas específicas, tales como 1910 subparte S le dan forma a los requisitos de seguridad eléctrica de OSHA. 1910.331 establece que los requisitos de la subparte S aplican a ambos, trabajadores calificados y no calificados. Esta misma sección delínea exactamente qué tipos de trabajos cubre y cuales no cubre, lo que ayuda a entender exactamente quienes cumplirán con los requisitos establecidos en la Subparte S. En 1910.333 las prácticas de trabajo relacionadas con la seguridad previenen choque eléctrico y otras lesiones causadas por contactos eléctricos directos o indirectos. También hay un requisito que todas las partes vivas a las que un empleado puede llegar a estar expuesto se desenergizen antes de que el empleado trabaje en, o cerca de ellas.

Sin embargo la Subparte S no dice cuáles son esas prácticas de trabajo, y es aquí cuando entra en escena la NFPA 70E. La relación de NFPA 70E con estos dos requisitos en OSHA es clave. Primero, al requerir que todas las partes energizadas se pongan en estado desenergizado, se necesita un proceso para definir cómo se ve ese estado. En NFPA 70E a esto se le refiere como una «condición de trabajo eléctricamente segura». El Artículo 110 en NFPA 70E declara que no debe establecerse una condición de trabajo eléctricamente segura hasta que todos los requisitos del Artículo 120 se hayan cumplido. La Sección 120.5 detalla los múltiples requisitos que hay que cumplir para lograr una condición de trabajo eléctricamente segura en equipos. Lo importante a recordar es que los pasos principales son desenergizar el circuito, implementar estipulaciones para prevenir la reenergización y verificar que el voltaje realmente ha sido desconectado y aplicar cualquier puesta a tierra temporal, si fuese necesaria para prevenir la reenergización accidental o voltajes inducidos.

Nuevamente OSHA no especifica qué prácticas de trabajo eléctricamente seguro tienen que cumplir los empleados, por lo que debemos volver a recurrir a la NFPA 70E para detallar en qué consisten estas prácticas de trabajo. En NFPA 70E, encontramos requisitos para llevar a cabo evaluaciones de riesgo para peligros de choque y arco eléctrico. Los resultados de estas evaluaciones ayudan a los empleadores y empleados a desarrollar un plan de mitigación de riesgo al empleado durante el trabajo. El riesgo es definido en NFPA 70E como la combinación de la probabilidad de ocurrencia y la severidad de una lesión causada por un incidente. Con los resultados de la evaluación del riesgo disponibles, podemos tomar las medidas adecuadas en la jerarquía de los métodos de control de riesgo para reducir el riesgo a un nivel más aceptable. Es importante tener en cuenta que esto puede conllevar en la selección y uso por parte del empleado del nivel adecuado de equipo de protección personal (EPP) basado en la severidad del peligro involucrado. Sin embargo, como demuestra la jerarquía, el EPP se tiene que usar como último recurso.

En cuanto a la norma 1926 para lugares de trabajo de construcción existen los requisitos de seguridad eléctrica de OSHA en 1926 subparte K. Al igual que 1910.333, 1926 requiere que los empleadores prohíban el trabajo en tal proximidad a partes de circuitos eléctricos de forma que el empleado pudiera entrar en contacto con estas partes a no ser que el empleado esté protegido contra choque al desenergizar o con protección efectiva tal como aislamiento. Sin embargo, tampoco define en qué consiste esta proximidad. Por lo que nuevamente debemos recurrir a la NFPA 70E.

La 70E especifica cual es esta proximidad, ya que el Artículo 100 define la frontera de aproximación limitada como la distancia desde las partes energizadas expuestas en donde existe el peligro de choque, y la frontera de aproximación restringida como la distancia desde las partes vivas donde existe una mayor posibilidad de choque. Por ende, la frontera de aproximación restringida es la distancia en la cual la persona calificada tiene que estar aislada contra el peligro de choque y la frontera de aproximación limitada es la distancia en la cual la 70E requiere una condición de trabajo eléctricamente segura, a no ser que no se pueda establecer.

Como podemos ver la relación entre lo que se debe hacer (OSHA) y el cómo se debe hacer (NFPA 70 E) es compleja y ha sido tema de discusión hasta el día de hoy. Tener un buen entendimiento de esta relación es instrumental en la habilidad del empleador de mantenerse al día con los peligros en este entorno eléctrico en constante crecimiento para mantener seguros a los empleados.

 

Leave a Reply

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
Comulsa